Esta casa azul y blanca ubicada en la esquina del parque principal ajusta 200 años de historia. Varias entidades han funcionado allí y ahora la alcaldía busca recuperarla para convertirla en un museo y gran centro cultural del municipio. Esta es la historia de la casa consistorial.

POR ALEJANDRO CALLE CARDONA

Es la edificación más imponente del parque de La Estrella luego de la Basílica Menor de Nuestra Señora del Rosario de Chiquinquirá. Por fuera su capa de pintura blanca y azul tiene las marcas del tiempo y el descuido. Los barrotes de los balcones están incompletos y de uno de ellos no existe ni el rastro. Sus portones permanecen abiertos, allí funcionan algunas dependencias de la alcaldía y acceso principal da paso a mil historias que se niegan a desaparecer.