La Alcaldía de Envigado invitó a sus ciudadanos a consumir productos locales para apoyar a todos los sectores del comercio que han padecido la crisis económica por el Covid19. Quedarse en casa y comprar en la Ciudad Señorial es la fórmula para cuidarse y salir adelante juntos.

JUNIO 30| 2020

En una casa del barrio Alcalá de Envigado permanecen cerradas las puertas del local de ‘Calles de Medellín’, una marca de ropa creada para promover el amor por lo propio, y que invita a apreciar la riqueza local y a identificarse con ella antes de poner los ojos en otros lugares.

Como este, son al menos 11 mil tiendas de barrio, restaurantes, barberías, minimercados, papelerías y demás negocios matriculados en Envigado que han tenido que sortear la difícil crisis económica generada por el Covid19, una situación que llegó sin previo aviso y que obligó a cerrar puertas varias semanas.

Incluso a algunos de ellos no les permitió transiciones paulatinas a otros modelos de negocio y hoy siguen estando en la cuerda floja por las pocas ventas de los últimos meses y por la incertidumbre sobre lo que pasará en el futuro cercano.

Ante esto, las ideas para poner en marcha los negocios y reactivar el comercio y la economía no se han hecho esperar. Domicilios, ventas online y cambios de actividad comercial para abrir puertas anticipadamente son las algunas de las iniciativas más comunes.

Por eso, la Alcaldía de Envigado se sumó a la causa de comerciantes y empresarios que apelan al sentido de solidaridad y de pertenencia de los envigadeños para mantener en pie sus negocios, lanzando la campaña “Envigado compra en Envigado”.

Se trata de una iniciativa con la que se espera darle una mano extra al comercio, pues “más de 9 mil negocios del municipio son microempresas, es decir, que tienen activos de menos de 5 millones de pesos y están muy vulnerables en esta crisis”, aseguró el secretario de Desarrollo Económico, Gabriel Londoño.

Esta es una campaña solidaria y de sentido de pertenencia, porque acá en nuestro municipio tenemos todo para no salir de casa y así le ayudamos a nuestros comerciantes y a nuestra industria. Juntos vamos a impulsar, con nuestras compras del día a día, a quienes tuvieron que cerrar sus negocios durante varios meses para que puedan salir adelante”, explicó el alcalde Braulio Espinosa.

Según datos de la Cámara de Comercio Aburrá Sur, cerca del 75% de los comercios envigadeños ya renovaron su registro mercantil para este año y, “el registro que tenemos en industria y comercio es que la tasa cancelación en lo que va del año ha sido muy similar a la del año pasado”, informó Londoño.

Aunque las cifras son alentadoras, la realidad en las calles es otra: muchos negocios abren todos los días con la esperanza de que no sea el último. Solo la categoría restaurantes y servicios turísticos representan el 11% de los comercios en Envigado y se calcula que existen más de 800 restaurantes en toda la Ciudad Señorial.

Barberías, supermercados, marcas de ropa y calzado, papelerías, tiendas de barrio, talleres automotrices, farmacias, empresas de servicios, todos quieren apelar al amor y sentido de pertenencia de los envigadeños por su municipio para que elijan hacer compras locales porque “Envigado compra en Envigado”.

OTRAS ACCIONES

Además de esta campaña de compra local, la Alcaldía también ha desarrollado otras iniciativas para impulsar la economía municipal, como el programa de créditos a través de la Cooperativa Financiera de Antioquia, que benefició a más de 600 comerciantes formales e informales con préstamos de hasta 15 millones de pesos con periodos de gracia de 6 meses y subsidios del valor total de los intereses durante el primer año.

Y como apoyo a la producción rural, la administración también ha servido de intermediaria para floricultores y silleteros de las veredas Perico y Pantanillo puedan llevar a domicilio hasta cientos de hogares envigadeños los productos que han cosechado en sus cultivos durante estos meses y que tenían previstos para para comercializar en fechas especiales como el Día de la Madre. La misma iniciativa fue adelantada con los agricultores de varios sectores para evitar que sus cosechas se perdieran por falta de compradores.

La invitación es a que quienes podamos, nos quedemos en casa y consumamos productos locales, porque de esta salimos juntos. “Con la campaña Envigado compra a Envigado queremos reconocer el talento propio y los buenos productos y los servicios que se ofrecen en nuestra ciudad. Y el apoyo de la comunidad es el motor que nos impulsa a fortalecernos”, agregó el alcalde.