Adriana, una joven venezolana que lleva pocos meses en la ciudad, acaba de llegar por primera vez a la biblioteca, vino con su hija Monserrat, de 11 meses, porque sus hijos, que ya han venido varias veces, le pidieron conocer su nuevo lugar preferido para hacer las tareas del colegio, “porque es muy bonito y tiene de todo”.

POR: JULIANA VÁSQUEZ POSADA. MARZO 13 | 2019

Aún no se cumplen los dos meses desde su apertura y como ella, todos los días llegan curiosos con deseos de descubrir uno de los espacios más soñados y esperados por los sabaneteños: la biblioteca ‘Juan Carlos Montoya Montoya’.

“Hoy tenemos un promedio de visitas de 280 personas diarias, cuando en la antigua biblioteca el promedio era de 34”, señaló la secretaria de Educación, Yuly Paola Quintero. Y es que pasar de 144 metros cuadrados a 9.750 es un motivo ya importante para despertar la curiosidad de lugareños y visitantes que no quieren perderse de las novedades y las comodidades de la nueva biblioteca.

En Calle Larga el sol sigue calentando, pero en la biblioteca el ambiente es fresco y silencioso. Dos amigas esperan sentadas en los sillones de la entrada y al fondo otro vecino lee plácidamente la prensa del día. Los computadores del primer piso están ocupados por chicos de colegio y en varias mesas de lectura se ven estudiantes universitarios y otros uniformados de instituciones como el Concejo Municipal, Adelaida Correa Estrada y Presbítero Antonio Baena Salazar.

En el costado izquierdo, sobre el tapete verde que simula una grama dos amigos se divierten sobre un par cojines mientras hacen su tarea de geometría, “nos gusta venir porque es muy bacano estudiar así”, aseguran.

Mientras tanto, en el segundo piso estudiantes del programa “Descúbrete”, liderado por la Administración Municipal y apoyado por la fundación Colombo Canadiense, construyen colectivamente un comic con la temática de aventura espacial, el reto es crear la narrativa, hacer el comic manual y luego usar otras herramientas virtuales.

“Antes nos reuníamos en aulas prestadas en instituciones educativas o en la Casa de la Cultura, pero desde que abrieron la biblioteca estamos felices, esperamos que la inauguraran más de un año y la hemos disfrutado mucho. Es muy emocionante ver cómo los niños quieren venir a dibujar, a leer, a ver películas y hasta a sentarse en los sillones a conversar o a dormir. La biblioteca está genial y era un espacio que Sabaneta necesitaba”, asegura Marta Marín, docente orientadora de los semilleros Descúbrete.

EL RETO

Mientras la comunidad sigue visitando y conociendo la nueva biblioteca, la Alcaldía de Sabaneta y Comfenalco, como operador de este espacio, tienen el gran reto de enamorar a los visitantes. “Sabemos que todo lo nuevo causa curiosidad y en este caso sobre todo por el cambio de infraestructura, pero lo que queremos es que la gente no venga solo a conocerla, sino que al venir una primera vez encuentren unos servicios y una oferta tan relevante que volver sea para ellos una necesidad”, añadió Quintero.

12 mil libros distribuidos en varias colecciones, 34 computadores, tabletas, sillas solares inteligentes, mesas y tótems digitales, salas de lectura y de estudio son algunos de los recursos a los que pueden acceder quienes visitan este espacio que tuvo una inversión de 20 mil millones de pesos.

La biblioteca presta servicio al público todos los días, incluyendo domingos y festivos “porque si queremos incentivar la cultura, la creatividad y la educación, no podemos parar”, concluyó la Secretaria. Ahora los chicos de Sabaneta prefieren visitar la biblioteca por encima de otros planes.